Lobo del Aire
La Paz 04 de Abril de 2020, 01:45
ESCUCHAR LA RADIO
Últimas Noticias
  • Bolivia recibe $us 4.858 MM en créditos de China que también condona una deuda por 5.440.000 yuanes alrededor de 800.000 dólares ver más
  • Enrique Iglesias arrasa en los Latin American Music Awards se llevó cinco premios ver más
  • Tuto Quiroga impidió juicio a Hugo Banzer el año 2001 ver más
  • 11 días feriados tendrá Bolivia el 2018 ver más
  • 186 Denuncias contra empresas que no pagaron el aguinaldo ver más
  • De Estrella del fútbol africano a Presidente de Liberia ver más
  • Apple se disculpa ante sus clientes por ralentización de viejos iPhone ver más
  • Se ahorca el día de Navidad durante un videochat donde los usuarios se insultan ver más
  • DT. DE LA SELECCIÓN PALESTINA J. CESAR BALDIVIESO SE REUNIÓ CON EL PRESIDENTE DE BOLIVIA EVO MORALES ver más
  • Keane - Somewhere Only We Know - Glasgow 2017 (Acoustic) 1080HD ver más
  • Aplazada Michelle Bachelet con apenas 39% de aprobación ver más
  • Ya está sonando la canción oficial Rusia 2018 Comanda 2018 (Equipo 2018) en Lobo Del Aire Radio ver más

NUESTRO CEREBRO Y LA MUSICA

Investigadores del University of Jyväskylä, en Finlandia, han desarrollado un método rompedor para estudiar cómo procesa el cerebro distintos aspectos de la música, como el ritmo, la tonalidad o el timbre (el color del sonido) en una situación real de escucha.

Este avance, publicado en ‘NeuroImage’, ayuda a entender mejor las complejas dinámicas del cerebro y cómo les afecta la música. A través de imagen por resonancia magnética funcional, este equipo de investigadores registró las respuestas cerebrales de individuos mientras escuchaban una pieza de tango argentino. Es la primera vez que se lleva a cabo un estudio de estas características utilizando música real, en lugar de estímulos de sonido similares a la música construidos de forma artificial. La comparación de las respuestas del cerebro y las características de la música han revelado muchas cosas interesantes. Los investigadores descubrieron que escuchar música no sólo implica las áreas del cerebro dedicadas a escuchar. Por ejemplo, han comprobado que el proceso del ritmo musical requiere áreas motoras del cerebro, lo que respalda la idea de que música y movimiento están íntimamente ligados. Las áreas límbicas del cerebro, conocidas por estar asociadas a las emociones, están implicadas también en el proceso del ritmo y de la tonalidad. Con estos resultados, uno de los investigadores, Petri Toiviainen, de la University of Jyväskylä, mantiene que “estos resultados muestran, por primera vez, cómo las diferentes características musicales activan las áreas emocional, motora y creativa del cerebro”.
           

Te sugerimos

NUEVA CANCION NEW SINGLE DE NO DOUBT